Sergio de Carabias

Sergio de Carabias

sábado, 7 de noviembre de 2015

Cuando veo una gallina



Cuando veo una gallina
mis ojos se agrandan
mi corazón palpita
¿acaso existe una criatura
más bella o linda?

Con su cresta roja
y sus patas finas
picoteando el suelo
buscando comida.

Y si está clueca
o tiene pollitos, encima,
qué regalo para los ojos,
¡qué maravilla!

Disfrutar viendo
cómo los pequeños pían
mientras su mamá,
 atenta, les cuida.

¡Es que me encanta
cuando veo una gallina!




1 comentario:

  1. Siii son geniales, también me gustan ver volar a los chulos!

    ResponderEliminar